Porque ganar implica seguir temiendo la pérdida


Hoy hace cuatro meses que mi vida cambió. Bueno, no, hoy hace cuatro meses que alguien cambió mi vida. No he podido aún expresar cómo me siento. Desde entonces me he sentido abrumada, no he sabido ordenar mis pensamientos, mis sentimientos, nunca he sabido ordenarlos sin escribirlos. Pero es que esta vez ni siquiera he sido capaz de escribir. Nada. Ni una sola palabra desde enero.
Al principio tuve miedo, no un miedo cualquiera, sino un miedo que me agarraba por la garganta y apenas me dejaba articular palabra sin llorar. Es un miedo al que poco a poco he ido acostumbrándome y he aprendido a burlarlo, aunque él aún hay veces en las que se burla de mí y de mis inseguridades.
Después del miedo llegó la inseguridad: ¿De verdad merezco todo esto?, ¿qué tengo que hacer para merecerlo? Todo parece un borrón, no hay nada claro, no sabía por qué me ocurría a mí algo tan bonito, tan sincero desde el primer momento, ¿de verdad me merezco algo así?
La inseguridad me ayudó a abrirme, a contar los miedos que había tenido y las inseguridades que eso me creó, por tanto, tras la inseguridad llegó la confianza, que, afortunadamente, dura hasta el día de hoy.
Sé que cuatro meses, comparado con la vida de cualquier persona, no es nada de tiempo, es un abrir y cerrar de ojos. Sé que es un punto perdido entre todos los demás puntitos que forman mis recuerdos y mis experiencias, pero, este puntito en particular, brilla mucho, pocos puntos brillan con tanta fuerza en tan poco tiempo como este.
Lo bonito de todo esto es que la confianza que tengo ahora no es permanente, a veces se quiebra y entra un poco de inseguridad, ¿bonito?, ¿en serio? Sí, porque la inseguridad que se abre paso significa que me importa, que tengo miedo a perder todo lo que he conseguido hasta ahora. Tengo miedo a no dar la talla, tengo miedo al fracaso. Y el miedo al fracaso es el peor de todos, sobre todo, cuando te preocupa tanto perder como ganar. Porque ganar, en este caso, implica seguir temiendo la pérdida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s